Archivo de la etiqueta: Ray LORIGA

[Alborotador gomasio. Luz y resistencia] La valentía del pop

`Nuestras cabezas llegaban a las estaciones mucho antes que nuestros cuerpos. El tren iba tan deprisa que no podías escuchar tu corazón agitándose como un taladro. Ni siquiera se despeinaba pero nosotros habíamos perdido nuestros sombreros`

Héroes, Ray Loriga

Luz y resistencia

De gomasianismos alborotantes y otros arrojos pospop.

Desde que leí aquella entrevista en la sección Escaparate/“Nuevos” grupos del Mondo sonoro hace ya unos 5 añacos, y de ir directo a darle al play para paladear sus temas Alborotador gomasio, con toda la fortuna, ya iban a formar parte irreversiblemente de la banda sonora de mi vida. Visceralidad, honestidad, autenticidad; el gomasianismo alborotante sigue la estela de su autoimpronta como homenaje y a la vez constante innovación del pop alternativo caviar beluga.

La alineación titularísima gomasiánica de las 11 Canciones de Luz y resistencia (Limbo starr, 2018) impacta desde primera trinchera literatomelómana con la incisividad de la nomenclatura de sus títulos; lo que por otra parte sigue siendo una buena costumbre en la formación madrileña.

Las Guitarras siguen ahí porque nunca se han ido pero la experimentación tiene también su refugio en el tercer largo de la banda, y es que el disco cobija bases electrónicas que aderezan enrique100do el sonido gomasianil para dotarlo de nuevas e interesantes texturas.

`Se trata de cantar con las entrañas, que las guitarras ardan. Pop emocional, nuevo punk. Tras un largo tiempo recorriendo caminos en penumbra el corredor de fondo atraviesa la meta agotado pero esbozando una sonrisa. Aparece la luz, cobra sentido la resistencia (Miguel Atienza y Lolo Lapón).

El final de la tarde Atrapar cada gota de tiempo

Germinal, radical, expansivizante, abanderada, cinematográfica, enorme, ciclópea. INTROducción èpicodeclaracional exquisita. Su crescendo abrazado en una instrumentación tan deliciosa no puede apartarnos de una lírica tan potente como el latido de un corazón pulsionado, enamorado, apasionado, y a mil jodidas millas de cualquier medianía, mediocridad, pasteleo y/o miedo. Los filosusurros vocales desembocantes de Marco la empacan en una cremosidad absoluta que me recuerda a aperturas tan monumentales como las planeteras La llave de oro, El canto del Bute, San Juan de la cruz o Islamabad

Agosto, bailando el caos Caigo a tu lado buscando entre destellos algo más

Inicio inditrónico para ir descarrilando guapérrima, bellísima, en un temazo que si los Beach boys hubieran nacido en Granada, Madrid o Vigo seguramente que habrían deseado poder implementar. El liderazgo vocal de David Ripoll / Koldo va destilando un pop premium para un tesoro de tonada, interregno incluido. Una de esas piezas que va floreciendo invencible para estallar el rompeolas de la emocionalidad del mejor pop en castellano de la historia

La reacción impotente La visión de la velocidad dejando el futuro para hoy

La percusión leónida de Al Robla se funde en seguida con toda la rotundidad de las cuerdas legendarias de la alborotalidad del gomasianismo (ilustrado). El trote gomasiánico sigue imparable, victorioso, moral y sónicamente superior, indestructible. Las cuerdas rugen brillantes en fuertes destellos cegadores para hacer saber quién sigue timoneando el noise pop (capitalino). Un corte intenso, arrojado, brutal, visceral, sincero

Hacia el vacío Girando entre cuchillo y salvación

Sí, las guitarras y las distorsiones ya han tomado el poder y no tienen ninguna prisa de irse a por tabaco a Brasil. Reminiscencioprimigeneidades de los Nada surf de Karmic.
Las capas van acuchillando surfeantes cambios de ritmo que siguen ensamblando toda la coherencia de un puzle visionario

El sitio dónde empezó todo Salidas que una vez me sirvieron de descanso

Al loro como va expansivizándose para terminar en estribillo adherente y decisivo. Serpentea dulce pero letal para rematar asestando en otro contundente himno. Desatándose desborda todo su potencial en otro ejemplo de la magnánima producción de todo el álbum

Errores Serás feliz mientras no quieras pensarlo

Aventura progresivocòsmica filoelectrónica intermezzica

Parece que no pasa el tiempo Un chispazo, un golpe de electricidad, miré tus fotos otra vez, enganchados entre sueños

El apoyo, la irreversibilidad y la contingencia guitarrera sigue con buena nueva unos neodesarrollos brutales al alcance sólo de La Champions del indi, dónde Los gomasio ya llevan muchos partidos y goles a favor. La superioridad moral (pop) sigue ondeando en una atalaya sónica que sólo coronan quienes priorizan la pasión, y de eso Breñas, Koldo, Al y Marco Cobain Corrales saben bastante

Rodeados Me la voy a jugar. La ambición que nos quedará esquivando

¿Tienes o quieres montar un combo y te gustaría facturar himnos (ruidistas)? Pues sólo dale al play, sube el volumen hasta molestar a los vecinos o a quien haga falta, aprende, déjate llevar y goza. La banda madrileña sólo sabe esculpir hits cuando se trata de navegar su palo maestro, el pop ruidista o pop de guitarreos suprainsuperables. El power pop va un paso más allá para inyectarse eterno en el pospop filofuturista de la Posgeneraciòn X.

Escupir verdades sin dejar de crear en la Capilla Sixtina del ruidismo es algo que el grupo implementa con más naturalidad que Forlán al borde del área.

Sencillamente estamos ante un chute necesariovital de pop supraguitarrero, otro hitazo marca de la casa [joder, esta cancionzaca merece un videoclip igual que el grupo un escenario principal]

Ciudades muertas Ordenar la tempestad

En lo primigenio los mejores ecos de Los secretos vuelven a dejarse caer. Y para muestra otro botón de juego de vocalidades 5 jotas que dotan a la canción de un empaque sublime

Detrás de mí Esperando la reacción

El invencible ejército guitarril gomasiánico sigue conquistando corazones e incrustándose a fuego en la médula espinal de la (literato)melomanía. Ritmo feroz felizmente incansable. Se va abriendo su propio camino y sincronía de una forma maravillosa. Otra obra magna antesala perfecta para el cierre, como siempre conclusivo e infinito

Vendaval y Gritan sus nombres La luz que hace mi carne palpitar, dulce veneno de velocidad
Guitarras y percusión se funden alcanzando perfectas la vocalidad. Tonada que se va desatando sin posibilidad ni deseo de frenada. Las texturas derrapan para trazar una estela imborrable que corona un trabajo de unos Músicos a los que muchos venimos adorando desde hace mucho tiempo

Este nuevo puñado de canciones vuelve a legitimar el valor y la decisividad de la buena música, la que toca las teclas de la felicidad, la que mueve, la que pulsiona. Alborotador gomasio siguen en la constelación de la época dorada del indi patrio mereciendo cada vez más.

La coctelera musical alborotantegomasianista sigue agitando afiladérrimas guitarras, poderío percusionil, vocalidades gourmet. La intensidad melómana revienta, se reinventa, deconstruye e implosiona en la esencia más salvaje de la alternatividad pop. Con grupos cómo este el mundo es un lugar menos malo y violento en el que poder disfrutar de toda la potencia de las cosas que pueden cambiar el curso de los acontecimientos.

Lo mejor: otro elepè para seguir amando con jodida locura la buena música, la que emociona, la que pulsiona.

Lo menos mejor: que aún haya el mal gusto de no invitarles a petarlo en los mejores escenarios y FESTIvaleS (estivales) nacionales.

Las guitarras rugen soleadas con la ilusión del primer día, el mejor cuartero de la capital se derrama y vacía eterno en un genuino chute necesariovital de pop supraguitarrero antireaccionariopositivista.

Puro cholismo sônico que contiene himnos que se incardinan desde el primer paladeamiento en un repertorio de culto.

Ya sabéis puès, si queréis regocijaros en la copa de Europa ruidista, del mejor indi y del Pop antipasteleante guitarrero con mayúsculas no dejéis de acompañarles en su/este palpitante viaje.
13/14

 

 


[Los planetas] La geocentria de la melomanìa

Planetas palacio 7 12 `17

Artista Los planetas
Género\estilo Pop posflamenquero psicodélicotranscendental

Lugar Palacio de los deportes de Madrid

Fecha Juernes 7 diciembre 21Ø7

Previa Copazos de bourbon premium (Jim Beam reserva añejo 12 años, Maker`s mark) y el Spoty con temazos a rabo (verbi gratia Lagartija Nick)

Fotografía Alfonso Vega

Texto Pablo De Serna

 

Por fin en un recinto moral y logísticamente ajustado a la magnanimidad de los himnos planeteros Los planetas asaltaron el palacio capitalino casi en invierno (climatológicamente ya se podía decir que el azote invernal habìa arribado hace días).

Acudir a un concierto de los andaluces es desde hace años un acontecimiento histórico, los de Granà son más que un grupo de música.
Se cumplía más de una década (sábado 14 abril) desde que los paladeé en directo por primera vez, fuè en la sala La riviera, año de gracia de 2007, implementando la/su revolución disquense de La leyenda del espacio, uno de los discos clave en la historia de la música (popular) universal.

Patentizando cada estrofa, cada percusión, cada guitarrazo, cada pedaleo. Una vivencia sònicosensorial irreversible, eterna. Haciendo parada en todos sus discos Jota y los suyos nos deleitaron con otro bolazo memorable dónde los melómanos filonoventudos como servidor pudimos gozar de canciones de Pop, ésa obra maestra de 1996 que tanto me sigue gustando revisitar, redescubrir.

Tampoco se olvidaron de la magnitud de sus primigeneidades sonoras, echando mano del maravillèrrimo Súper 8, que se ensambló a la perfección en el segundo bis al abrazarse con mi himno vital por antonomasia (Pesadilla en el parque de atracciones) junto a Nuevas sensaciones (que delicia joder) y De viaje, cerrando un tridente caviar beluga.

J imperial, Eric brutalérrimo y germinal, Florent juguteando con su Fender y los pedales cual Ronaldinho, Djalminha o George Best humillando a (defensas) rivales, Banin empacado a las teclas y a su Gibson cuando la tonada lo requería, Julián Checopolaco sólido y con temple a las 4 cuerdas. Toda la policromía planetense, toda la artillería. Los granaìnos quemaron todas las naves dejándose poca crema en la recámara.

Como escribió Bruno Corrales, mi mejor amigo, yo y el resto del abducido recinto palaciego ´volvíamos a entender que la cosa con ellos va siempre más allá de las canciones, regalando una experiencia más asimilable cuando es vista como un todo, que se [justifica y legitima] sola y que está lejos, muy lejos, de agotar[se]´.

El cancionero bolense/setlist surfeó todos los palos y texturas. Remarcable la vinculación letal, al borde del frenesí de Jose y yo y Prueba esto. Los 90 y Los planetas, una combinación casi tan gourmet como Maradona y un balón, o una mandarina, o un papel plata hecho bola.

Como debe ser los temas fueron los protagonistas, J se prodiga poco en discursos en que otros frontmen caen fácilmente, vaciándose en el repertorio seleccionado para la ocasión; tanto que casi acabó arrojándose contra los bombos y platillos del gran Eric Jiménez, cual Marc Ròs `contra` Axel Pi o cual lo hacía un tal Cobain noventeando contra Grohl en algún garito del estado de Washington.

Antológico, monumental(ista), como sólo los elegidos pueden hacerlo, y es que hasta 3 bises se marcaron los granadinos. En el segundo de ellos con No sé cómo te atreves y Espíritu olímpico la filoplanetera Ana Fernández-Villaverde (La bien querida) [única exogeneidad junto al factum de no echar mano de ningún visual] desarrollaría con arte sus vocalidades junto a Jota, dueto que se puede también paladear dándole al play en tu plataforma predilecta.

Para la exquisitèrrima Zona autónoma permanente (entre mis 3 favoritas de ZTA) J sorpresivizaría transmutándole la letra como en el pasado FIB (`17) insertando parte de la ochentera Soy gitano de Camarón De la isla.

Como apuntó José Carlos Peña `la emoción sigue intacta, por eso se les quiere tanto, han asumido riesgos sin vender su alma. Hilo conductor, la implacable pegada de Eric, los arabescos eléctricos de Florent y la melodía vocal de un J que canta mejor que nunca, pop químicamente puro que les encumbró. [Estasis total con la postrimera La caja del diablo,] de esas canciones que podrían justificar una carrera`.

Al igual que en el glorioso FIB 2015 la traca final con Pesadilla (saben que siempre la tienen que tener en cuenta/tocar) + De viaje fue de nuevo un shock mágico. Y terminar con La caja del diablo sencillamente les volvió a aupar como lo que son, el mejor grupo que ha dado este país hasta la fecha; espetando de nuevo toda una declaración de intenciones golpistosónicas dando valor a toda su discografía.

Eché de menos Que no sea Kang por favor, la doblefatiguense El duendecillo verde (la Pesadilla en el parque de atracciones del siglo 21), Romance de Juan de Osuna, Ondas del espacio exterior, Cumpleaños total y La copa de Europa; pero en el fondo me tiene que molestar muy poco, ya que el repertorio arrojado brilló tan soleado y contundencial que volvió a improntar colosalmente.

Los hombres de acción y escritores, como el resto de los mortales somos responsables de lo que decimos y escribimos/tecleamos. También tenemos que asumir las consecuencias e incluso en ocasiones interiorizarlas. ¿Esto a que viene? Muy fácil, a las palabras que elijo para mi penúltimo párrafo, que dice así

Música, duende, misticismo, supramelomanía. Los planetas hace ya tiempo que forman parte del imaginario sónicocolectivo de España y de la cultura mùsicopopular global. Además siguen en plena forma para seguir mostrando que han sido, son y con toda seguridad seguirán siendo durante muchas décadas el combo más importante, supracoherente, influyente y brillantofusional de este país.

Otro rato espectacular grabado a fuego en oìdos, retina, neuronas y corazón. Las sensaciones al echar el ancla a otra timoneada planetaria siguen a flor de piel, como la primera vez.

“Feliz, lo consensuado en aceptar como felicidad, sin hacerse preguntas que no [se] pueden contestar [ni] admitir respuestas que excedan [nuestra] capacidad más allá de lo que obliga el placer”

Ray Loriga


[Ray Loriga] Caramba con Franco

Franco

Tengan cuidado con ese tren de pensamiento, porque se empieza hablando mal del ministerio de Fomento y se acaba hablando bien del generalísimo.

En esto del columnismo te despistas una semana con la Liga y te quedas fuera del asunto.

A la derecha en este país se le acaba la gasolina democrática cada vez que les tocan al caudillo. La derecha se descentra a poco que les pisen las sandalias del pescador de Ferrol, de ahí el torrente de eufemismos, las heridas del pasado, la historia como excusa de la historia, y el mejor no menearlo, pero en esto, como en casi todo, se termina por ver la intención en el gesto. Y últimamente, entre el futuro y la memoria, a más de uno se le va la mano. La historia no se librará nunca de sus tiranos, se trata simplemente de bajarles de sus inmerecidos pedestales.

Cada vez que la derecha se opone al ejercicio de la libertad lo hace en pro del ejercicio de la libertad.

Enredados en esta perversión ideológica se nos manda de vuelta como una afrenta a la libertad de aquellos que libremente han estado siempre en contra de la libertad.
Los dictadores y sus estatuas no merecen estar entre la gente que jamás respetaron. En lugar de retirar la dichosa estatua ¿no hubiera sido mejor ponerle una hermosa celda alrededor? Así hubiéramos protegido la historia al tiempo que le añadíamos un pequeño barniz de justicia.

La memoria y la voluntad son las dos piernas sobre las que se sujeta una sociedad libre. Tenemos el derecho a recordar a los tiranos a nuestra manera y no a la suya.

La proyección de la sombra de sus crímenes en la historia no debe guardar para siempre la ilustre postura que ellos propusieron, sino el tamaño real y las formas exactas de lo que fueron. Puede que los tiranos sean dueños del pasado pero los dueños del presente y del futuro son muy otros.

 Ray Loriga

https://elpais.com/diario/2005/03/27/madrid/1111926261_850215.html


[ Arenal sound 2017, marnes 1 a luernes 7 agosto] Avalancha de melomanías

Lugar Burriana, Castellòn, territorios Arenalienseburrianeros/Burrianeroarenaliense

Concepto Uno de los mejores carteles/festivales nacionales estivales

Incidencias Mucho niño pequeño (fucking little children) kinki suelto que ya sabe lo que son las drojas en el colacado pero que aún, y la PENA que quizá jamás, sepa apreciar la buena música y sus melomanías*. Camping a precio de cocaína colombiana sin cortar, más caro que el propio festi y una jodida pesadilla su adqui$ición por int€rnet

 

Rural zombies 

Euskoanglopop. Interregnos de Delorean filodulcefeminizado

 

Marlon

Pereza 2. Animaos sin parar de escupir sanos panfletos sobre el follar y otros algo canallas como el beber

 

Coasts

Rollo Foster the people con frontman camisochentado con un aire al magno Antonio Vega. Por instantes sonando crema aunque descendiendo a cierta monotonía

 

Sexy zebras

Energizante y ultravitaminado neopunk

 

Varry brava

(Neo)varrybravismo ilustrado tirando hasta de alargues bateriles postrimeros deliciosos. No fuè su mejor bolo pero siguen siendo buena gente necesaria de la etapa dorada del indi

 

Miss Cafeìna

Desde el buenísimo De polvo y flores hace tiempo que caen en facilongo electropop filochentudo algo plano. Eso sí, Capitán sigue sonando fabulosa

Lori Meyers

El pop (pata negra) era esto, la Capilla Sixtina del pop andalù. Desde hace añazos en el top, entre los 14 mejores grupos españoles de to2 los tiempos, esto es así y punto

Dinero

Rock directo potentomadrileñìstico digno de escucha y de reescucha. Sudor, rabia, sueños, pasión, melomanía

Bastille

Boti boti Poti poti, los saltitos ridículos de su líder retroalimentaban constantemente a una aburrida monotonía de un grupo sobrevalorado dónde los haya, me divertí muy poco, creo que bostecé al menos en un par de ocasiones. Versión de TLC included tirando de visuales molto bizarros, fuck Trump fuck Merkel fuck Marianico

Viva Suecia

Pop mayúsculo del que destila la melomanía más pasional

Sidonie

Divertidos, impecables, geniales, again. El mejor combo catalán del momento y de la historia siempre me gana aún más con cada bolo

León Benavente

Brutalidades sónicas eternamente rugientes. Abraham Boba y los suyos cada vez lo petan más y bien merecido que se lo han buscado. Habitación 615, Ser brigada, Ánimo valiente, Gloria.. himnos que por sí solos justifican toda una carrera

Nothing but thieves

Anglopop sentío meritocrático. Que se te ponga malo un guitarra en pleno concierto y seguir sonando bien no está a la altura de toda banda

The royal concept

Forza Ibrahimović y aùpa esta gente que gozó de su mejor espectáculo hasta la fecha. Frontman entregado y guapete, extasiado que acabó descarrilando entre las masas molando casi tanto como flotaba Cobain en los 90

Icona pop

El suprapop mainstream de las 2 jamelgas pechugonas también me aburrió como a una ostra

Shinova

Un orgásmico crescendo que aún a falta de tocar Artista temario se me antoja un grupo con un porvenir merecidamente maravilloso dónde encontrarás poquérrimos temas pochos

Despistaos

El pop pijo aún no muere. Los niños futuros votantes de las derechas rancias también tienen derecho a escuchar su cancionero ¿no?

La habitación roja
Set list bizcocho primeropartil para ir implosionando en los hits para la parte final, y como casi siempre, decisiva. Sigo deseando paladear en directo Annapurna y Carlos y Esther

Iván Ferreiro

No está nada mal. Seguirá molando a rabiar hasta el infinito Años 80 y aunque mi ojito derecho galaico siga siendo Disco Las palmeras hay que reconocer que Iván canta de puta madre y atesora un repertorio de canciones exquisitas

Satellite stories

Cuarteto finés con buenos juegos vocales, muy spotifybeables. No son los Beach boys ni los Beatles pero molan un rato

Clean bandit

Combo multicultural con frontwoman de chorro vocal potentérrimo

Kakkmaddafakka

Subiéndose a las tablas tras pinchar el himno de la Champions, ole su polla señor y señora oigan, desplegaron una incontestable actitud a través de pasajes pop cuidados y bien rockeros cuando la ocasión lo demandaba o cuando les salía del pito. Viva Noruega también, carallo [ Según mi novia música surferilla con tufillo a pescado descongelado de hace días, You say Ueeeee kakkmaddafakker! ]

*Todo hay que decirlo así que también me encantó ver a niñ@s pequeñit@s a hombros de sus mamás y papás iniciándose de algún modo en la cultura musical. Bravo y larga vida a esos padrazos y madrazas.

 

Fotos Ana F`dz Calvelo Ceo Calveliña y De Serna flickr.com/photos/132117396@N03/albums/72157686179906343


[Ray Loriga] La muerte imposible

once-eme

El destino a menudo nos ignora.

¿Cuál es el grado de distancia? La monstruosidad de esa pérdida [te] divid[e] para siempre, no puede suponerse una reparación para [tal] fractura.

Si el paraíso es la memoria, no un lugar, sino una experiencia, tal vez nada puede sernos arrebatado. Haber perdido algo no niega su existencia.

http://elpais.com/diario/2005/03/13/madrid/1110716660_850215.html


[Ray Loriga] Hundimiento y resurrección

Der untergang

Se amontonan desgracias, fantasmas y milagros. Los fantasmas son pequeños pero aumentan al ser mirados por la lupa de la sospecha.

La luz de algo que intuimos, pero que no vemos. La esperanza de ser otra cosa, algo mejor que lo que somos. Una esperanza que nos hace mejores ilumina[ndo] nuestros espejos con un reflejo idealizado de nosotros mismos. Nos hemos acostumbrado a imaginar el mal como algo que se nutre de oscuridad, de lo desconocido, nos hemos acostumbrado a ver[lo] instalado en el territorio de lo ajeno.

No hay nada que temer ni esperar más allá de nosotros mismos.

http://elpais.com/diario/2005/02/27/madrid/1109507060_850215.html


[Ray Loriga] La ciudad de Baroja

Pío-Baroja-800x340

La idiotez nos acorrala [,] la cultura se ha convertido en un asunto siniestro de cifras y fiestas de fin de año, informes [,] ferias [,] galas. Como decía Cortázar es mejor no hablar de la idiotez porque es un asunto muy desagradable, especialmente cuando es un idiota quien lo expone.

Esta ensalada de naciones vive la marea cultura[l] desde una distancia más que prudencial. Ya que no estamos en la vanguardia de la agitación artística no queramos ponernos a la [misma] de sus muchas muertes. A las montañas no les importa si uno prefiere la playa, al arte tampoco le preocupa su gusto querido amigo, tiene su propia dinámica.

El único escritor iracundo digno de mención es [aquel] que ha perdido una guerra del lado de los villanos y el alma por el camino. ¿Por qué será que en la buena literatura las desgracias ajenas nos resultan reconfortantes? Tal vez porque apuntalan las propias o porque en realidad lo reconfortante es la buena literatura con desgracias o sin ellas.

Un guipuzcoano que me regaló una ciudad que ha terminado por ser la mía y un oficio que aún estoy tratando de aprender. En mi imaginación Baroja tiene la santa paciencia de dejar siempre la tapa del piano levantada.

http://elpais.com/diario/2005/02/13/madrid/1108297459_850215.html


[Ray Loriga] ‘Con la muerte en los talones’

8518

Montar sus historias alrededor de imágenes, momentos de cine formados en [la] cabeza de manera tal vez caprichosa, pero nada accidental. Imágenes que pertenecían al territorio vallado de su genio [(]creativo[)] que surgían de sus sueños diurnos, frutos de un intelecto muy despierto, [instantáneas] que formaban parte de la pesadilla realista. Un cesto imaginario con mimbres de realidad.
Autor total, cineasta absoluto, [devolviéndole] al sitio que su obra merecía.

Un sueño, parte romance parte aventura parte pesadilla que tiene lugar en la dimensión real de lo imaginado.
[El] tamaño como artista [de Hitchcock] se debe en gran parte a que respeta obsesivamente los límites del arte, que nació para construir una realidad propia, un plano de existencia paralelo.

Un hombre que no existe, un señuelo, alguien que pierde su identidad y va poco a poco reafirmándose en ese juego de representación hasta diluirse por completo en el territorio de lo inventado. Una sinfonía perfecta de apariencias, un sueño real. La realidad es siempre más pequeña que el arte.

http://elpais.com/diario/2005/02/11/cine/1108076413_850215.html


[Ray Loriga] Después del dolor

o-11M-facebook

Después del dolor si no pensa[mos] deprisa viene el abismo. Alguien que duda no ha matado nunca a nadie.

Todas las desgracias se parecen, todos los horrores son el mismo. El miedo llega siempre al final, cuando la adrenalina del coraje se disuelve, las lágrimas se secan y no nos queda más que temer cuándo y cómo volverá a suceder lo impensable [,] si esta vez los números de esta siniestra rifa coincidirán con los que guardamos en el bolsillo. Gritarle a un asesino es como cantarle al fuego, el fuego se apaga o nos consume, no se le calma ni se le convence ni se negocia con él, ni siquiera se le insulta.

No hay bandera que valga una vida, la patria es una sopa, un aroma, un recuerdo, un monte, un verso. No hay patria que se refleje en un charco de sangre. Los muertos se cuentan de uno en uno, no al peso, el resultado final es siempre el mismo. Un individuo es la medida exacta del universo. Una vida arrancada es siempre un exterminio. La magnitud de [una] masacre no minimiza el tamaño de su [crimen].

Se es aliado en el sacrificio pero también en la toma de decisiones. Hay una distancia esencial entre defensa y venganza. Tendrán que pagar por sus errores como se paga en democracia, con el descrédito y después si procede ante la ley.

Su España de patriotas no nos lleva a ninguna parte, nos harán socios privilegiados del fracaso. Tendremos una bandera muy grande en un rincón muy pequeño.

http://elpais.com/diario/2004/03/14/opinion/1079218806_850215.html